¿Qué es un sistema de supresión contra incendio?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Un sistema de supresión de incendios, te permite extinguir el fuego durante los primeros minutos de su generación, de manera automática, con el principal objetivo de salvaguardar vidas, bienes e inmuebles

Cuando hablamos de un sistema de supresión de incendio, nos referimos a un sistema con los objetivos de:

  • Salvar vidas
  • Proteger equipo, bienes de alto valor y artículos irremplazables.
  • Minimizar la interrupción de su negocio debido a un incendio.
  • Minimizar el tiempo que su negocio estaría fuera de funcionamiento después de un incendio.
  • Minimizar la necesidad de limpiar después de un incendio

A diferencia de los sistemas de detección, un sistema de supresión de incendios, te permite extinguir el fuego durante los primeros minutos de su generación, de manera automática, con el principal objetivo de salvaguardar vidas, bienes e inmuebles.

También existen los sistemas especiales de supresión, que son para áreas específicas, en donde el agua representa un riesgo mayor para los equipos de valor, como líquidos inflamables o equipo electrónico. Este sistema puede ser a base de agentes limpios o espuma, los cuales son la solución preferida de protección contra incendio para instalaciones en donde no es posible suspender las operaciones debido a este tipo de siniestros.

Un sistema de supresión de incendio brinda grandes ventajas, como por ejemplo:

  • Protegen áreas cerradas en las que puede generarse una rápida reacción a un incendio.
  • Extinguen al 100% un conato de incendio y su posible reignición.
  • Protegen áreas en las que no puede permitirse el daño provocado por los agentes convencionales.

Además, un sistema de supresión de incendio debe estar conformado con diversos elementos como:

¿Cómo actúan estos sistemas?

Cuando el sistema detecta partículas de humo o calor, el sistema de detección activa la alarma de prevención (sonora y óptica), mandando una señal al tablero de control indicando la zona con presencia de humo o calor. Si la alarma permanece, la señal llega al actuador eléctrico que activa los cilindros para la liberación del gas contenido. Las electroválvulas permiten direccionar el agente únicamente al área en riesgo, permitiendo la supresión del fuego. Los sistemas de supresión a base de gases normalmente son complementados con elementos automáticos de cierre de ventilación y de corte de energía eléctrica. La mayoría de este tipo de sistemas suprimen el fuego mediante la reducción del oxígeno en el área de riesgo hasta los límites necesarios sin afectar los niveles de oxigenación para el ser humano. En algunos casos es necesario evacuar el área de manera inmediata considerando las características del agente empleado.

adminwa

adminwa

Leave a Replay

Ir arriba